Our gallery

Casa Del Ave María

El día 12 de noviembre de 1957, por deseo y voluntad del excelentísimo Monseñor Jesús Antonio Castro Becerra. “obispo de la Diócesis de Palmira”, se fundó en el corregimiento de Tenerife Valle, la casa del Ave María.

El fin de la fundación en este corregimiento de Tenerife y demás casa de la congregación, es el apostolado con los niños y niñas pobres, por este motivo las hermanas Siervas de la Madre de Dios recibimos la escuela rural, para hacernos cargo de la enseñanza y formación moral, cristiana e intelectual de los niños de esta región.

 La comunidad al instalarse recibió una casita antigua, en muy malas condiciones, sin ninguna ventaja propia para la vida comunitaria, tan pequeña e incómoda que la faltaba lo más indispensable. La construcción  se  ha  llevado  a efecto  en  medio  de  innumerables  sacrificios  y dificultades, entre ellos carencia de dinero , el elevado costo de los materiales y obra de mano, por ser un lugar tan distante de la ciudad de Palmira.

Pero con la ayuda de Dios y con un trabajo continuado de tres años se logró poner en servicio una buena parte del edificio que ya  tiene más  comodidad.

Aparte de la escuela se acoge un grupo de niñas internas, providentes de la ciudad de Palmira, Cali y de otros municipios cercanos. Hacen aproximada 9 años la casa estaba escriturada a la parroquia, hoy en día es propiedad de las hermanas. Han pasado varias hermanas por esta casa local, y se dedican a la  misión en general. Gracias a Dios y a la Santísima Virgen María, que siempre acompañan a las hermanas y a la comunidad de Tenerife; las hermanas continúan con mucha alegría acompañando a la gente de esta región.

No se cansan de dar a conocer a Jesús, por todos los medios posibles, aun con dificultades en su salud, pero eso no ha sido un obstáculo, la gente lo manifiesta con sinceridad que se sienten acogidos y servidos por las hermanas.